Un poco de Música Nochera

Los Nocheros y Los Tekis unidos por una pasiòn india

Ayer debutó en el Neptuno el show que fusiona ambos grupos en una temàtica de tono actoral y musical, propuesta que el líder salteño detalla a pocas horas del estreno. Propuesta que Kike Teruel anticipó en una nota con LA CAPITAL.


Ayer a las 21.30 Los Nocheros y Los Tekis estrenaron en la sala del Teatro Neptuno el show ?Carnaval?, propuesta que Kike Teruel anticipó en una nota con LA CAPITAL.

-¿Cómo viven el regreso a Mar del Plata con este formato teatral?

-Estamos con toda la adrenalina, super ansiosos, pensamos que nos va a ir relindo porque además de tener terminado el show para la costa està terminado el disco del espectáculo, que se llama como la obra, ?Carnaval? y saldrà en los primeros dìas de enero, sabemos que la gente va a disfrutar mucho esto. Contamos y cantamos el carnaval, estamos todos endiablados, por el diablo bueno, pues no existe el diablo malo para nosotros aunque algunos aludan a èl.

-¿Qué rol cumple el diablo en toda esta celebración?

-El diablo es el que pinta la fiesta y el carnaval, es una celebración sana, alegre, no es un culto a lo demonìaco, eso queremos aclararlo, hacemos un homenaje a la fiesta, el diablo ?enfiesta? a Los Nocheros y Los Tekis para hacernos cantar y actuar juntos y separados, al final terminamos todos sobre escena, mientras eso nos ocurre, el diablo da sus puntos de vista y es muy didáctico, la gente no sabe que pasa en el carnaval con la Pachamama, las tradiciones, acá en Salta se sale a festejar el carnaval y se vuelve a los tres o cuatro dìas, la gente lo vive así.

-¿Cómo encajan la actuación y las partes musicales?

-El actor Charly Nieto es quien va contando desde su personaje de diablo toda la historia, hay una atmósfera de pulpería o boliche, contamos desde una situación diferente como vivimos el carnaval. Aunque está lo actoral seguimos siendo nosotros, llevamos algo super genuino pero somos nosotros como nos conocen, hemos salido en comparsas muy grandes en Salta hace doce años, lo mismo pasa con Los Tekis que organizan el carnaval en Tilkara, Jujuy, para ellos tambièn es una pasión.

-¿Preocupaba como encastrarían los estilos de cada grupo?

-Todo el tiempo sentía que nuestra tarea y la de Los Tekis era compatible, surgió de unas charlas que tuvo Mario con ellos y lo pensamos con la idea de mostrarlo en Mar del Plata por primera vez a nivel nacional, por más que esto del carnaval lo hacemos siempre, en Salta los corsos estàn ahora en enero, pero conviene aclarar que el nuestro es un carnaval puro que no se parece al brasileño, el nuestro viene de los indios, rinde culto a la tierra, al vino, a la alegrìa, suenan los carnavalitos, los guaynos y el tintín, ritmos de acá.

-¿Es verdad que ustedes quieren conquistar Europa?

-En mayo comenzamos por Europa una gira que durarà un mes y medio, es un tour un poquito más largo que el realizado en 2010. Ir allá significa nuevos objetivos, otra adrenalina y nos hace falta, por el desafìo que implica Europa. Es asentar nuestra mùsica allà pero no solo ir a cantar a hoteles, colonias latinas y demàs, pues queremos ganarle a Europa y que escuchen nuestra mùsica, que oigan el folklore de hoy en Argentina. Conquistar Europa no va a ser màs difícil que la conquista de Buenos Aires, la primera en Capital Federal habìa menos gente que en nuestro concierto allà en Londres, eran 50 tipos contra los cuatrocientos que nos oyeron en Londres, una sala donde estuvo U2 hace un año. Los 1600 kilómetros que separan Salta de Buenos Aires nos hace pensar que Capital es más difícil que Londres, hasta creíamos que en Buenos Aires se hablaba otro idioma.

-¿Cómo cerrás el año tras una fuerte pérdida familiar?

-Mi mamá murió hace tres meses, de un día para otro, y no me puedo recuperar, es algo que uno cree que no va a llegar nunca y pasa. El otro día hablaba con mi papá, aludiendo a la gente que lleva a sus madres a un geriàtrico, decìa que es preferible tenerla enferma pero en casa, porque cuando no la tenés, te querés morir, eso me pasó. Para todos en la familia era un referente fuertìsimo, estoy felìz por todo lo que ella dejò, incluso un gran hueco con su ausencia, porque hay gente que se va y ni te enteràs que se fue, ella era un eslabón muy grosso.

Fuente: La Capital